Lunes 28 de noviembre del 2016.- En política la forma es fondo y el fin de  semana que concluye se dieron varias señales para mostrar hacia quien se tiene la confianza de representar al movimiento obrero en el estado de Querétaro. Con la representación del gobernador Pancho Domínguez estuvo el secretario de Desarrollo Sustentable Marco del Prete Tercero en la mesa de J. Cruz Araujo, al igual que representantes de organizaciones sindicales y empresariales.

En otro lugar uno de los personajes más nefastos del sindicalismo. Jesús Llamas realizaba una comida a las afueras de la ciudad en donde lo desangelado del evento dejó muy frio al todavía diputado del sector obrero.

Justamente ese mismo día uno de los allegados de Llamas contaba a esta Pluma la forma en que lo bateó, por decir lo menos, el dirigente nacional de la C TM Carlos Aceves del Olmo.

Llegó con una veintena de incondicionales y palabra más palabras menos  le dijo lo siguiente; “Jesús te dije que vinieras solo, muy amables que les vaya bien”. Así con cajas destempladas fue recibido en las instalaciones de la dirigencia nacional de esta central obrera.

Y es que a decir de algunos de los que estuvieron presentes Aceves del Olmo ya no confía en quien se ha dedicado a dividir al movimiento obrero en la entidad.

También revelaron que cuando solicitó una foto con el líder nacional éste le dijo; “Ni una foto Jesús porque luego llegas a Querétaro y la enseñas   diciendo que tienes el apoyo”. Varios de los asistentes solamente se sonrojaron y con una risa nerviosa desalojaron el inmueble.

Como dice el dicho; iban por lana y salieron trasquilados. Y es que ya no se puede  tapar el sol con un dedo, primero fue el desaire con Aceves del Olmo y  el dirigente nacional del PRI Enrique Ochoa Reza quienes no vinieron a Querétaro a la inauguración de un auditorio que se quiere adueñar el diputado de marras y luego su descolón en la ciudad de México y finalmente la reunión anual  de empresarios, sindicatos y gobierno en donde no le hicieron el menor caso. Una reunión a la que solo sus “amigos” asistieron.

Hay un viejo adagio que es muy cierto; todo lo que se  siembre se cosecha y Jesús Llamas Contreras en toda su vida ha sembrado división, corrupción y encono al interior del movimiento obrero organizado del estado de Querétaro. También la historia juzga y el tiempo del fuero se terminó,,,,

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.