El corazón, es el primer órgano que se forma y es el músculo del cuerpo que más trabaja.

Los hábitos de vida saludables, ayudan a mantener el corazón sano.

Las enfermedades cardiovasculares son consideradas la principal causa de muerte en el mundo.

La Secretaría de Salud del Estado de Querétaro, se une a la celebración del Día Mundial del Corazón, llevado a cabo cada 29 de septiembre, con el objeto de sensibilizar sobre los problemas cardiovasculares y lograr bajar las cifras de mortalidad por esta causa.

El corazón es un músculo que permite que la sangre circule y transporte el oxígeno y nutrientes a todos los tejidos del cuerpo. El corazón late unas 115 mil veces al día, en promedio, 80 veces por minuto; es el músculo que mas trabaja, ya que incluso cuando descansamos, continúa trabajando.

Las enfermedades del corazón, mejor conocidas como cardiovasculares, se deben a trastornos de este órgano y de los vasos sanguíneos.

Entre estos trastornos se encuentran: Cardiopatía Coronaria, enfermedad de los vasos sanguíneos que irrigan el miocardio. Enfermedades Cerebrovasculares, trastorno de los vasos sanguíneos que irrigan el cerebro. Arteriopatías periféricas, enfermedades de los vasos sanguíneos que irrigan las extremidades (brazos y piernas).

Asimismo, la cardiopatía reumática, que son lesiones que ocurren en el miocardio y válvulas cardiacas como consecuencia de la fiebre reumática –enfermedad causada por bacterias-. La Trombosis venosas profundas y embolias pulmonares, que ocurren cuando se generan coágulos de sangre en las venas de las piernas que pueden desprenderse y alojarse en los vasos sanguíneos del corazón. Las cardiopatías congénitas, es decir, malformaciones del corazón desde el nacimiento.

Estas enfermedades pueden ocasionar fenómenos agudos como ataques al corazón (infartos) o accidentes cerebrovasculares.

Los factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares son: el consumo de tabaco y alcohol, hipertensión arterial, sedentarismo, colesterol elevado, obesidad, diabetes, mala alimentación, estrés. Cabe mencionar que estos factores son modificables si se toman las siguientes medidas:

Evitar fumar.

Evitar el consumir alcohol.

No exponerse al humo del tabaco.

Realizar actividad física, por lo menos 30 minutos al día.

Mantener un peso corporal adecuado.

Consumir poca sal.

Aumentar el consumo de frutas y verduras.

Evitar el consumo de alimentos grasosos.

Mantener la calma, evitar el estrés.

Controlar la presión arterial alta.

En el marco del Día Mundial del Corazón, la Secretaría de Salud de Querétaro realiza la Semana Nacional del Corazón Saludable, con el propósito de fortalecer acciones de prevención, diagnóstico, tratamiento y control de enfermedades cardiovasculares, para disminuir las complicaciones de las mismas; así como de concienciar a la población queretana sobre la importancia de la adopción de estilos de vida saludables.

71_273_14127_1742910699_1

 

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *