El grupo femenil y los ciclistas llegarán en vehículos a la Basílica de Guadalupe.

El grupo de varones planean salir el 17 de julio; arribo al santuario está previsto para el 24 de julio

En un comunicado la Diócesis de Querétaro informó que este año sólo el grupo varonil caminará a la Basílica de Guadalupe, mientras que mujeres y ciclistas acordaron llegar al recinto en vehículos.

Se explicó que los cambios se generaron como forma de prevenir los contagios, ante la aún existente pandemia que generó el Covid-19,

La asociación de varones peregrinos iniciará la peregrinación el 17 de julio, lineamiento que aplicará tanto para quienes tradicionalmente salían de la capital queretana como para quienes partían con días de anticipación, por salir desde la comunidad de Neblinas. El grupo de la capital partirá desde el templo de La Congregación.

De acuerdo a los responsables de esta peregrinación acordaron que el arribo a la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, en la Ciudad de México, se programó para el domingo 24 de julio.

En las actividades quedo programado que a las 11:00 horas, en la explanada de la Basílica, se tendrá la Eucaristía para las asociaciones de mujeres peregrinas y peregrinos ciclistas; ese mismo día, a las 15:00 horas, se realizará la misa programada para la asociación de varones peregrinos.  

En el comunicado el obispo señala que los católicos están obligados a practicar la obediencia, de ahí que todos los peregrinos deberán respetar el esquema que les corresponderá, de acuerdo con los nuevos lineamientos que fueron programados a casa del Covid-19.

“Nuestra peregrinación tiene múltiples manifestaciones, hace también las veces de clínica especializada, que suministra una palabra que cura, es una voz profética que alienta y genera esperanza, y es también una invitación a revisar los caminos que recorremos y las opciones de vida según la conciencia.”, agregó el obispo en su documento.  

Reconoció la devoción de los fieles, su disposición para mantenerse como peregrinos virtuales durante la pandemia y para retomar la peregrinación física dentro de los nuevos lineamientos programados.  

Finalmente, el comunicado se mencionó: “Recordando una vez más, que la peregrinación es una y la exigencia es la comunión, exhorto a las Directivas peregrinas, en sus tres expresiones que siguiendo los acuerdos que han tomado en comunión con sus asociados, sean custodios, a la manera de nuestra Madre de Guadalupe y de su esposo Señor San José, del tesoro que se nos han confiado”.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.