Miércoles 2 de noviembre del 2016.- Ya son  muchos y pario la abuela. Sin recato alguno y pretendiendo vivir del presupuesto y de los impuestos que todos pagamos hay una sarta de disque organizaciones y asociaciones que pretenden hacerse o convertirse en partidos políticos.

No son más que sanguijuelas del sistema que buscan a toda costa hacerse de recursos públicos, lo ven como un muy buen negocio y lamentablemente alguno puede colarse y vivir del dinero público, dependerá del Instituto Electoral del Estado de Querétaro (IEEQ) pues es la instancia que determina si cumplen o no los requisitos.

Los nombres son tan sugestivos que seguramente piensan que eso les puede ayudar a ser un nuevo partido político, como si los queretanos necesitáramos más parásitos del sistema. Hilaridad es lo que provocan sus nombrecitos, vea usted:

Nueva Generación Azteca, que tal utilizando a nuestros ancestros en un membrete. Suprema la originalidad, seguramente serán miles los ciudadanos que quieran adherirse a la nueva generación Azteca para el 2018.

Hay uno que no tiene igual y que inspira los más altos valores del ser humano, sobre todo de los que están en la política. Humanistas Renovados por Querétaro. Sublime verdaderamente este nombre, se imagina estimado lector cuando alguien pregunte a qué partido perteneces o por qué partido vas a votar,.

Después vienen otros que pretenden llamar la atención con nombres muy desgastados y que ya no significan nada para los simples mortales que lo que menos quieren son más partidos políticos, con los que tenemos basta y sobra pero sobra mucho.

Querétaro Democrático y Ciudadano es otra organización que pretende convertirse en un nuevo partido. Teneos también a Convergencia Ciudadana de José Luis Aguilera Ortíz que todo indica ahora sí se le puede otorgar dicha franquicia. Y finalmente Alianza Ciudadana de Querétaro de Connie Herrera, es la organización ciudadana más antigua y también busca ser un nuevo partido político en el estado de Querétaro.

Obvio no viven de aire ni se mantienen de la caridad, todo lo que necesitan para funcionar lo pagamos nosotros los ciudadanos, por eso digo que como está la situación económica del país y de Querétaro, lo que menos queremos son elefantes blancos que no sirven para nada, más que para gastar el dinero de los contribuyentes.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.